La Grilla

“México, una pacificación que no es pacificación”

Por Héctor Manuel Pérez Cuéllar

24 octubre, 2022 2:25 pm






En las recientes semanas, es tema de los medios de comunicación, las famosas filtraciones de los documentos dados a conocer por el grupo de hackers “Guacamaya”, en ellos se dan a conocer infinidad de acciones, que, para muchos, causan extrañeza, porque el Ejército realiza labores de espionaje y, espanta, por los antecedentes que tienen, pero una realidad es que los Grupos Paramilitares disfrazados de Narcotraficantes, o al revés, utilizan de todo para su permanencia en nuestro País y, perjudicar la Paz Social de los mexicanos.

La guerra contra el Narcotráfico, fue un fracaso, por lo menos 3 décadas no arrojan resultados favorables, las Regiones afectadas siguen siendo las mismas y se activan otras, el Estado Mexicano, no ha sido capaz de acabar con la barbarie, que irrita y tiñe de sangre a México, en la Política implementada por el actual Presidente Andrés Manuel López Obrador, se enmascara en una virtuosa forma distinta, de darle el tratamiento a la violencia, pero la realidad es otra, los estudiosos en la materia de Seguridad, coinciden que, cuando la estabilidad de un País está en riesgo, los limites morales, no los hay, pero tampoco se puede andar violentando las libertades de la sociedad, nuestra Constitución, de hecho, permite la aplicación de la Ley en todas sus formas, cuando existen estados de emergencia, que en mi opinión, está sucediendo, ¿qué es lo que falta?, para que se den cuenta de ello.

En la lógica e inercia de nuestra emergencia, se pueden citar a reserva de existir aún más, “la Militarización”, “La Territorialización”, “El Terror impuesto por Grupos Criminales”, “La Criminalización desbordada”, “Las Fuerzas de Seguridad penetradas por el Crimen Organizado” y “La colusión de los Políticos con la Delincuencia”, creer o pensar, que han mermado el aparato militar a los Grupos Criminales, es un sueño que en las mentes de un Gabinete de Seguridad tienen, solo para, fines de complacer a su Jefe Supremo, en esta etapa de alto protagonismo de las fuerzas Armadas, conservan su estrategia aprendida en el Colegio Militar, con tendencia militar, pero no así, para las tareas encomendadas de la Seguridad Pública, con visión Democrática y de Carácter Civil, ¿quién en su sano juicio?, piensa que el crecimiento del Poder Militar, llegando un nuevo sexenio acabará, pienso que nadie, en un balance estratégico, los resultados, son lastimosamente desastrosos, el 72% del País, está ocupado por uno o más Cárteles del Narcotráfico, eso lo dicen los reportes militares obtenidos por GuacamayaLeaks.

Los datos son duros, el CJNG se encuentra al menos en 457 Municipios, el Cártel de Sinaloa en 233, los Zetas y sus células locales en 168, el Cártel del Golfo en 134, la Familia Michoacana en 50, Los Beltrán Leyva en 45, en muchos casos estos Cárteles poderosos alimentan la presencia de Mafias Locales, para el robo de Combustible y/o el Tráfico de Migrantes, que puedo afirmar, son en muchas ocasiones más rentables que el propio Narcotráfico, los estados que son más afectados puedo citar, Puebla, Hidalgo, Tlaxcala y Chiapas, las Autoridades de esos lugares, bien lo saben, no es nuevo ni se deben dar por sorprendidos, pero a la vez, no hacen nada por remediar el asunto, en esto y, lo anterior, de los Cárteles de la Droga, ¿Qué tanto participa el propio Ejército?, hay que dejar de ver, que no todos los miembros de esa Institución tienen lealtad a México, muchos casos que conocemos han fallado, entonces dejar el poder absoluto, en manos Militares, ¡Qué gran riesgo es!, para el futuro, a corto mediano y largo plazo.

La Superioridad Estratégica, de las Fuerzas Armadas, nadie las discute, pero su aplicación es la que no convence y pareciera que sufren derrotas ante la Criminalidad, reitero, la Política implementada, de enmascarar una vertiente firme contra la misma, no ayuda a que la percepción sea la adecuada, cada que se analiza es el mismo porcentaje, entonces nuestros Militares, se encuentran con políticas que como en otros tiempos, hasta del exterior los forzaron a realizar, podemos recordar la Iniciativa Mérida, solo dejo muchos muertos, los conflictos armados que viven en las Regiones en conflicto, con el Crimen Organizado, es palpable que no se resuelve mediante la vía Militar, de sola presencia y disuasión, está incapacidad, es producto de que actúen con la firmeza que la propia Constitución, se los demanda en asuntos de emergencia, ¿qué es muy difícil aceptar y actuar en consecuencia?, pensar en una vertiente Táctica diferente, en nuestra República, lo demanda, la Superioridad de la Fuerza, sigue siendo de las Fuerzas Armadas, no hay que tener tanta contemplación para los Delincuentes, a ellos se les acaban sus Derechos Humanos, cuando atentan contra los Ciudadanos de bien.

Si el actual Gobierno Federal, presume tanto a nuestras Fuerzas Armadas, entonces déjelos actuar, en lo que saben, están preparados para la Guerra, no con ello creo que se vaya acabar la Criminalidad, pero, si estoy seguro bajará notablemente, hemos experimentado de todo, quienes delinquen contra la estabilidad social, se consideran enemigos de la Nación y, merecen ser tratados como tal, pero en la misma vertiente, fortalezcamos como Sociedad y Gobierno, nuestras Corporaciones Policiales, Estatales y Municipales, no cuesta nada, más qué, voluntad política y trabajo constante, ¿por qué afirmo ello?, pues es muy sencillo si fuimos capaces como Gobierno Nacional, apoyar a El Salvador, a conformar su Policía Nacional, después de su conflicto armado, ¿por qué no hacerlo aquí? .

Una condición básica, para lograr un Estado de Derecho, es el respeto a los Derechos Humanos y, que es producto de un Gobierno que garantice un mínimo de orden Democrático, pero sobre todo Paz Social, con Estructuras del Orden, fuertes y respetuosas de su función Constitucional, cumpliendo la Ley, castigar a quien la violente y, respetar el orden Democrático que hemos avanzado.

La reconquista de la Seguridad, debe ser prioritaria en cada rincón de México, nadie como Autoridad se debe sustraer a lograrla, los presupuestos asignados a las Fuerzas Armadas, son enormes, cómo Servidores Públicos, deben justificar su aplicación, pero lo más importante, que lo hagan adecuadamente y con profesionalismo, para combatir el peor flagelo, que nos ataca día a día, la situación explosiva, en la que vivimos, no puede esperar.

“No existe la guerra inevitable. Sí llega, es por fallo del hombre”. (Andrew Bonar Law)

Tus comentarios: hepercu@hotmail.com

Twitter. – @hector_mperez

Instagram. – Héctor Manuel Pérez Cuéllar

Facebook. – Héctor Manuel Pérez Cuéllar

YouTube. – Héctor Manuel Pérez Cuéllar





Artículos Relacionados

Back to top button